Más de Mural
Avala Senado a Josefina Román para INAI
Analizan usar fondo federal para Pemex
Exigen transparentar acuerdos AMLO-Kushner
Quita CNTE plantón tras frenar reforma
Demandaría sonidista a Luis Miguel
Asesinan a joven en Santa Elena Alcalde
Apoya Murat abrogación de reforma educativa
Aprueba Senado 'muerte civil' a corruptos
Reciben el equinoccio de Primavera
Provoca burlas busto de Benito Juárez
Llama morenista a reporteros retrasados mentales
Identifican a 2 más de canal
¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Comunidad?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

Irá a Infomatrix con su prototipo

  • Omar Alejandro Chávez (izq) y Diego Rodrigo Gutiérrez García, quienes participaron en el proyecto. Foto: Carlos Ibarra
Alejandra Pedroza
Si una persona que ingirió alcohol pretende manejar, su automóvil no avanzará.

Ésa es la misión del dispositivo creado por Diego Rodrigo Gutiérrez, alumno del Centro de Enseñanza Técnica Industrial (CETI) Colomos, con el cual participará en el concurso internacional Infomatrix, en Rumania.

Aunque la tecnología no es nueva, y ya se han desarrollado por varias empresas automotrices sensores de alcoholemia, la versión de su prototipo le valió ser seleccionado para el concurso internacional.

Se trata de una red de sensores que están colocados en espacios del carro cercanos al conductor, de tal modo que al detectar presencia de alcohol manda señales para que no avance el auto.

"Un sensor en la parte superior del tablero, para que cuando habla se pueda detectar; uno cerca de la llave para detectar los gases que emite el cuerpo; otro cerca del asiento y en la parte de atrás, para evitar malas lectura si el conductor no tiene nada que ver", explicó el estudiante.

"Según la concentración de alcohol cambia la resistencia interna del circuito del sensor y le manda diferente señal de microvoltaje. Con eso hicimos una fórmula para condicionar el voltaje con la concentración de alcohol que mide y así determinamos un límite para que corte el pase de gasolina", agregó.

El prototipo lo inició con sus compañeros Miguel Ángel López y Luis Javier Flores en la clase de Metodología de Investigación que imparte el profesor Omar Alejandro Chávez, quien después lo asesoró para perfeccionar el proyecto y meterlo a concursos.

Del 26 al 30 de mayo lo presentará en Infomatrix, donde compiten más de 380 proyectos que desarrollan estudiantes de 40 países como Estados Unidos, Chile, Reino Unido y Canadá, comenta Chávez.

Su trabajo está acompañado de un cortometraje de concientización, el cual fue realizado por Eugenio Chávez Díaz, estudiante del American School.

Para ir a Rumania, Diego Rodrigo tuvo que ganar el primer lugar en el Verano Nacional Científico para Estudiantes Sobresalientes (Vences), que organiza la Sociedad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología (Solacyt).

Hora de publicación: 00:00 hrs.

FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

GRÁFICOS ANIMADOS RELACIONADOS

UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS




En Portada
Avala Senado a Josefina Román para INAI
Analizan usar fondo federal para Pemex
Exigen transparentar acuerdos AMLO-Kushner
Quita CNTE plantón tras frenar reforma
Demandaría sonidista a Luis Miguel
Asesinan a joven en Santa Elena Alcalde
Apoya Murat abrogación de reforma educativa
Aprueba Senado 'muerte civil' a corruptos

Irá a Infomatrix con su prototipo

Alejandra Pedroza
(22 mayo 2016).-
  • Omar Alejandro Chávez (izq) y Diego Rodrigo Gutiérrez García, quienes participaron en el proyecto. Foto: Carlos Ibarra

Si una persona que ingirió alcohol pretende manejar, su automóvil no avanzará.

Ésa es la misión del dispositivo creado por Diego Rodrigo Gutiérrez, alumno del Centro de Enseñanza Técnica Industrial (CETI) Colomos, con el cual participará en el concurso internacional Infomatrix, en Rumania.

Aunque la tecnología no es nueva, y ya se han desarrollado por varias empresas automotrices sensores de alcoholemia, la versión de su prototipo le valió ser seleccionado para el concurso internacional.

Se trata de una red de sensores que están colocados en espacios del carro cercanos al conductor, de tal modo que al detectar presencia de alcohol manda señales para que no avance el auto.

"Un sensor en la parte superior del tablero, para que cuando habla se pueda detectar; uno cerca de la llave para detectar los gases que emite el cuerpo; otro cerca del asiento y en la parte de atrás, para evitar malas lectura si el conductor no tiene nada que ver", explicó el estudiante.

"Según la concentración de alcohol cambia la resistencia interna del circuito del sensor y le manda diferente señal de microvoltaje. Con eso hicimos una fórmula para condicionar el voltaje con la concentración de alcohol que mide y así determinamos un límite para que corte el pase de gasolina", agregó.

El prototipo lo inició con sus compañeros Miguel Ángel López y Luis Javier Flores en la clase de Metodología de Investigación que imparte el profesor Omar Alejandro Chávez, quien después lo asesoró para perfeccionar el proyecto y meterlo a concursos.

Del 26 al 30 de mayo lo presentará en Infomatrix, donde compiten más de 380 proyectos que desarrollan estudiantes de 40 países como Estados Unidos, Chile, Reino Unido y Canadá, comenta Chávez.

Su trabajo está acompañado de un cortometraje de concientización, el cual fue realizado por Eugenio Chávez Díaz, estudiante del American School.

Para ir a Rumania, Diego Rodrigo tuvo que ganar el primer lugar en el Verano Nacional Científico para Estudiantes Sobresalientes (Vences), que organiza la Sociedad Latinoamericana de Ciencia y Tecnología (Solacyt).


Hora de publicación: 00:00 hrs.

Notas Relacionadas